El cambio climático en África

06.06.2021

Autora: Aurora Moreno Alcojor


Editorial: Catarata - XII Premio Ensayo Casa África


Género: Ensayo


Año del libro: 2021


Precio: 12€


Páginas: 96


Lugar: África

Sufrir el cielo que otros iran


"La ciudad está pasando por una grave sequía así que, si pueden, ahorren agua y dúchense con sus parejas". Cuando llegué a Ciudad del Cabo en enero de 2018 lo único de lo que se hablaba era decuándo cerrarían los grifos. Por todos lados había carteles de lo mucho que consumimos en actos cotidianos y hasta el propio capitán se apresuraba en gastar bromas con mensaje detrás: turistas, no seáis egoístas. La sequía más larga de Ciudad del Cabo a punto estuvo de ser la primera muestra de cómo el cambio climático puede dejar sin agua a una ciudad de millones de habitantes. Por suerte, la concienciación y unas lluvias tardías consiguieron amainar.

En El cambio climático en África: efectos, estrategias de adaptación y soluciones desde el continente, Aurora Moreno Alcojor (Madrid, 1981), hace un repaso a cómo el clima está cambiando, qué eventos vemos y cuáles no son visibles a corto plazo y cuáles son sus consecuencias, además de ofrecer vías que ya se están explorando para mitigarlo. A pesar de contribuir menos de un 4% de los gases de efecto invernadero, el continente sufre el mayor aumento de las temperaturas y cuenta con los países menos preparados para contrarrestar el clima.

El libro ganó el XII Premio de Ensayo de Casa África por su capacidad de análisis de los diversos efectos que causan. De manera breve, Moreno Alcojor habla del cambio en el patrón de lluvias, el calentamiento del océano, plagas de langostas, ciclones y sequías, pero también de sus efectos para agricultores y consecuentemente la soberanía alimentaria, de cómo causa migraciones y de cómo propicia conflictos yihadistas y geopolíticos entre países. Un ejemplo evidente es el Lago Chad, cuya capacidad ha disminuido un 90% 60 años. Sin trabajo como pescadores, muchos jóvenes caen en las redes de Boko Haram y otros grupos terroristas.
La autora apuesta por hacer un repaso general, basándose en informes y datos con buena documentación y le da una perspectiva interesante al lector ofreciendo ejemplos concretos y enfoques novedosos, con un final en positivo con soluciones desde el continente africano. El lector que quiera conocer desde cero el cambio climático en África quedará informado y tendrá una fuente útil en este libro.

Sin embargo, al que quiera profundizar en algún aspecto concreto le dará la sensación de quedarse en la superficie. Es evidente que no es el objetivo del libro el de centrarse en un solo tema, pero para un lector conocedor de la realidad africana el ensayo resulta curioso e informativo, pero no estimulante intelectualmente. Se echa de menos adentrarse en el mal manejo de los recursos, la corrupción estatal así como en un análisis crítico de las políticas medioambientales de varios países. Donde sí hay un atisbo de ello, como en el acaparamiento de tierras, el espacio dedicado resulta insuficiente.

El cambio climático en África es un libro que ayuda a abrir los ojos con evidencia científica sobre los efectos del gran reto que afronta el mundo en el siglo XXI. Es una fuente útil por su rápida lectura y su clara división por capítulos y temas hace que sea una buena bibliografía de referencia para periodistas, consultores, diplomáticas y estudiantes, entre otros.